lunes, 16 de abril de 2012

Legado








Título: Legado (Saga El Legado)
Autor: Christopher Paolini
Género: Alta Fantasía
Editorial: Roca Juvenil
Nº de Páginas: 811



Eragon y Saphira se enfrentan a su destino. Sólo tendrán una oportunidad, una sola, de derrocar al tirano Galbatorix y su enorme dragón. Los vardenos están dispuestos a seguirle y dejar en sus manos sus vidas y su libertad, una responsabilidad de la que Eragon debe responder. No obstante, si ni siquiera es capaz de derrotar a su medio hermano Murtagh y el pequeño Espina… ¿Cómo espera vencer al jinete de dragón más poderoso de todos los tiempos?

La historia de Eragon continúa. Siempre he dicho que este autor tiende mucho a los clichés, por eso me ha sorprendido gratamente que haya renunciado a ellos en este último volumen de la saga.

Es un libro con el que pasaremos casi todo el tiempo leyendo las narraciones de las batallas, lo que en ocasiones puede resultar tedioso, pero las aventuras de Eragon, Roran y Nasuada intercaladas hacen que te centres en seguir leyendo, ansioso por descubrir qué ocurrirá a continuación con los personajes. Deja algunos cabos sueltos para que nos distraigamos elucubrando, entre ellos el que más me intriga: ¿Quién es realmente la herbolista?

Después de la esperada batalla final (con un matiz que resultó realmente sorprendente) hay un cierre de personajes bastante largo y, aunque es cierto que esperaba algo más de algunos de ellos, me doy por más que satisfecha.

Esta vez la narración se despega un poco más de Eragon (como ya habíamos visto en anteriores libros con su primo Roran) para centrarse en otros personajes. Ha conseguido dar volumen, por ejemplo, al malvado Galbatorix, ha profundizado un poco más en Murtagh, nos ha regalado momentos muy interesantes con Nasuada… En definitiva, es un libro que gana en profundidad, lo cual – a pesar de que el resultado final no me ha convencido del todo – siempre es algo positivo.

El Legado es el final de una saga épica, y un final como se merece siempre es difícil de conseguir para estas historia. A pesar de ello, Paolini sorprende en los momentos más inesperados y nos da una visión del final de la historia muy acorde con su estilo narrativo pero de una forma que no lo había hecho hasta ahora.

Como siempre, al final del libro podemos encontrar unas páginas con las lenguas de los rincones de Alagaësia para que los mayores fans de la saga puedan disfrutar de estas pequeñas joyitas.

Después de Brisingr – un libro que admito que no me convenció en absoluto y me hizo llevarme una gran decepción – no tenía grandes esperanzas puestas en este libro y lo compré con un poco de renuencia. Sin embargo, descubrí que es el libro con más gancho de la saga (te atrapa y no te suelta) y también uno de los más completos tanto en personajes como en trama.


Así que si sigues la saga, aunque el anterior no te convenciese, no te pierdas Legado, merece la pena.